“Find what you love and let it kill you” de Charles Bukowski fue lo que más me marcó por mi corto paso por la carrera de filosofía. Desde la primera vez que leí la frase sentí que debía seguirla ciegamente, que si encuentras algo o alguien que realmente amas, te tienes que desvivir por ello, incluso aunque esto pudiera acabar contigo, ya que así estarás disfrutándolo plenamente.